La quimera del control de Internet y la SGAE desalmada

El partido de la SGAE, al que le entra pánico cada vez que comprueba que existen lugares para el pensamiento libre, la opinión independiente y la actividad al margen de su control, ha presentado un borrador en el Congreso para evitar, limitar o regular la piratería en Internet, según dicen, aunque ya puestos lo que verdaderamente pretenden es que las opiniones que no se ajusten al canon borreguista, servil, pesebrero, fanboy y palmero de las injusticias y tropelías que cometen nuestros administradores, vayan desapareciendo.

Esta iniciativa ha puesto el grito en el cielo de colectivos blogueros, de Intertet y del pensamiento libre que contamos en la Red con uno de nuestros mejores hábitats, pero supongo que ya habrán contado con la oposición de los que ellos nos consideran friqui-bloggers.

Para neutralizarnos usarán como siempre su arma secreta en las elecciones: las divisiones acorazadas de marujas analfabetas de ambos sexos que les darán los votos necesarios para seguir manipulando al resto. Pero tampoco te creas que les preocupa mucho.

En las proximas elecciones a clientes de la cafetería del Congreso y bares cercanos, les importa un pimiento porque salgan del partido que salgan, siempre serán los mismos.

La comisión que han presentado para manipular esta iniciativa que pretenden que se convierta en Ley ya la han organizado de forma que no haya mucha batalla, que parezca que existe la democracia, que van de representantes de todos y aprobarla rápido y por la espalda.

Ahora que creo que la batalla la tienen perdida desde el principio porque la Unión Europea ya ha puesto las cosas claras y ha dictaminado que el P2P no es ni será delito siempre que no se use con ánimo de lucro.

Resumiendo: Si te bajas por alguna de las diversas modalidades del P2P, la última película de Dysney, por ejemplo, la ves y sigues a otra cosa, no es delito. Si te bajas esa misma película, haces copias y te pones a venderlas, si es delito.

En el CAC, órgano de censura de la Generalitat de Cataluña, siguen intentando ponerle puertas al campo porque les parece muy mal la libertad de expresión. El jefe del órgano arbitrario de este engendro tiene la intención de controlar Internet.

Ya sabes, lo típico de las dictaduras bananeras. Dar y quitar a quienes ellos consideren buenos o malos. A los palmeros del régimen todo y a los que no estén de acuerdo y lo manifiesten, ni agua.

Señor Comosellame, Internet es y será libre hoy y siempre y censores como usted, aprendices de dictadorzuelos de tres al cuarto, no pueden ni podrán regular nada porque somos muchos y somos libres y nos repatea la gentuza que nos quiere decir cómo debemos pensar, cómo tenemos que comportarnos y ante quien tenemos que postrarnos de rodillas.

Creo que hablaré ya poco más de estos individuos que viven en un mundo paralelo lleno de anacronismos y que no les cabe en la cabeza que pueda haber gente que no esté de acuerdo con algo y que su opinión sea igualmente respetada y respetable.

Chorradas que cuentan como que los comentarios anónimos insultantes y difamatorios atentan contra bla, bla, bla, es una estupidez como la copa de un pino, porque cualquier blogger o webmaster con dos dedos de frente sabe eliminar aquellos aportaciones de trolls y buscapleitos.

Para la otra piratería, creo que van a mandar una fragata al Índico, pero creo que con soldados profesionales, no con efectivos de la SGAE o similares.

En la imagen el Congreso de los diputados durante el debate de los presupuestos. Los demás clientes de la cafetería del Congreso y de los bares cercanos, estaban ejerciendo.

No hay comentarios: