Papeles, papeles y más papeles

Estos días tengo que recolectar unos cuantos papeles para presentar a la Administración y sinceramente creo que voy entendiendo el funcionamiento del sistema.

El Gobierno usa la Administración como tapadera y con lo que verdaderamente hace dinero a espuertas es con el contrato que debe tener con algún trapero que le compra todo el papel inservible que le entregan sus ciudadanos.

Debe ser muy importante el volumen que figura en el contrato con el trapero en cuestión porque no dejan de pedirte documentos inservibles, duplicados de certificados absurdos, certificados kafkianos, originales de copias, copias de originales. En definitiva, ¡Más papel, es la guerra!

Es curioso como en España, país kafkiano por excelencia, un ciudadano tiene que tener un mínimo de 4 documentos personales para ir escapando entre ventanilla y ventanilla: Documento Nacional de Identidad, Tarjeta de la Seguridad Social, Tarjeta Sanitaria y Carné de Conducir. Afortunadamente el Número de Identificación Fiscal lo agruparon con el DNI, que si no serían 5. Y si viajas mucho al extranjero, por supuesto necesitarás un pasaporte.

Al solicitar cada uno de estos documentos te piden un montón de chorradas en forma de papel con lo que se quintuplica el volumen que pueden venderle a su trapero de confianza.

Ahora voy entendiéndolo todo. Sería mucho más fácil, crear un documento que agrupara a todos ellos, pero si lo hicieran, seguro que el trapero se quejaría y dejarían de ganar mucho dinero.

Creo que con el contrato que tienen con el trapero consiguen la mayor parte del presupuesto para mantener el país y por ello siguen con la tapadera de las administraciones que no paran de pedirte cosas.

Afortunadamente desde hace unos años la atención sanitaria en España es universal y gratuita para todos los españoles, ergo si vas a un hospital porque tienes una dolencia de lo que sea, con mostrar el Documento Nacional de Identidad en donde dice que eres español, sería suficiente.

Si el número que aparece en el DNI fuera también el mismo para la Seguridad Social se ahorrarían otro documento y así con todos. Unificar todo en uno, es tan fácil que no habría ni que planteárselo.

Pero los ciudadanos de a pie no conocen el negocio que tienen entre manos con el trapero que le compra todo el papel al Gobierno que éste le pide a sus ciudadanos para darle los documentos que necesita.

La imagen de parte del almacén del trapero de confianza del Gobierno la encontré en Plataforma Urbana.

2 comentarios: