El gañán de la semana del Gobierno de Canarias es gañana

El Gobierno de Canarias no conforme con ponernos en ridículo en las islas, aprovecha cualquier oportunidad para sonrojarnos fuera al enviar a embajadores para avergonzarnos.

La agraciada esta semana con el meritorio premio de ser la gañana de la semana ha recaído en la Consejera de Turismo del Gobierno de Canarias que en una entrevista a Punto Radio en Fitur ha dejado claro que el nivel que tenemos deja muchísimo que desear.

Los empresarios turísticos deben estar a punto de cortarse las venas porque si esta individua los tiene que defender, mejor que le prendan fuego a sus hoteles, o los bombardeen, así terminarían antes con la agonía.

Los favores que le tienen que deber a esta mujer, deben ser inmensos.

Queda de manifiesto que la estructura del Gobierno de Canarias es piramidal: un mediocre, torpe e incompetente arriba en la cúspide, personajes con menor nivel intelectual en el siguiente tramo y así sucesivamente. ¡Cómo será el último cargo!

Es realmente triste comprobar como estamos en manos de impresentables y que nuestro futuro depende de gente tan poco preparada.

La imagen de nuestra empleada, la gañana, la encontré en Canarias Ahora.

La palabra gañana no está en el diccionario, pero en este caso es usada como femenino de gañán que sí está.

Actualización: Según leo en los comentario de Canarias Bruta, la interfecta pertenece a la cuota de inútiles que el Partido Popular aporta al desgobierno de Canarias. Los de Coalición Canaria son también inútiles, pero pertenecen a otra ganadería. A cada cual lo suyo.

4 comentarios:

María Taimada dijo...

Los políticos allá en Canarias deben estar encantados contigo. No haces más que hablar de Ellos. :-))

Conrado Beltrán (no tengo blog, pero quizás abra uno en el futuro) dijo...

La composición del Gobierno de Canarias es mejorable.

Saludos

Fran J. Saavedra dijo...

María, están entusiasmados conmigo. Me adoran. Bromas al margen, creo que como contribuyentes y jefes de estos señores y señoras, tenemos todo el derecho del mundo a exigirles que hagan bien las cosas y recriminarles cuando no lo hagan bien.

Conrado, tienes que escuchar como hablar esta mujer. Da vergüenza ajena.

Abrazos o besos a elegir

Jesús dijo...

La televisión generalista está muerta. El futuro está en los canales temáticos. Meter todo en un batiburrillo es un mejunje extraño que no puede gustarle a todo el mundo.

Un saludo