Guerra mediática surrealista en España con el Rey como telón de fondo

Si vives en un país normal donde suceden cosas normales la prensa de tendencia progresista se pelea con la prensa de tendencia conservadora y viceversa, pero en un país como España en lo que lo normal es irreal y lo irreal nos hace vivir en una suerte de espacio donde cualquier hecho curioso es la norma.


Los medios conservadores COPE y ABC se han enfrascado en una batalla más de la guerra que mantienen hace tiempo, mientras los medios de izquierdas o progresistas El País, La Sexta, Público y demás satélites se entretienen batallando entre ellos en la guerra del fútbol.

Pero, ¿De qué va todo este guirigay que se está montando? Si quieres que te diga la verdad, no lo sé. Deduzco que debe haber algún trasfondo que desconozco, pero lo que se ve a simple vista es que algunos están ya diciendo a las claras lo que muchos piensan y opinan sobre el Rey y la Monarquía y otros pretenden ser más papistas que el Papa y defenderlo hasta cuando se va a cazar osos borrachos y a cenar con delincuentes convictos y condenados por estafa.

El editorial del ABC en el que carga contra la COPE, sobre todo, pero también contra otros medios por sus críticas a la Monarquía no tiene desperdicio y es el mejor exponente de cómo hacen aguas desde el diario. Deslabazado, barroco, excesivamente ampuloso para mi gusto en el estilo y manifiestamente mejorable en el contenido que no hace más que criticar la libertad de expresión una vez más de medios de comunicación críticos y defiende a capa y espada una institución que, sépanlo todos, puedes ser criticada por aquellos que lo consideren oportuno porque no tiene bula.

No tengo por qué defender a El Jueves, La COPE porque ya se defienden solitos ellos mismos, pero me parece lamentable que en el año en el que estamos todavía haya alguien que quiera imponernos lo que se puede o no se puede decir o criticar.

La imagen de La Sexta la encontré en El Economista. Quería poner también imágenes de los logos de ABC, COPE y El Jueves, pero no me aclaré quedaba raro.

1 comentario: