El hombre que pingueaba demasiado


Poco a poco voy aclarándome en esto de los pings

Blogueando por ahí, terminé en el buscador que hay en "El Mundo"y de un sitio me fueron enviándo a otro. Buscaba documentación sobre datos para un artículo que estoy escribiendo sobre el Sahara y necesitaba conocer puntos de vista de diferentes países con respecto a este conflicto interminable.


Tengo la buena o mala costumbre de navegar en paralelo buscando dos cosas a la vez y mientras encontraba la documentación que quería o los datos históricos, inicié una segunda navegación sobre algo que me preocupaba hace tiempo: ¿por qué unos días tengo 300 visitas al blog y al siguiente llegan sólo 20? ¿Qué influye para que la gente te visite unos días y otros pase de visitarte.? Algo que sigo sin entender.


Recalé en Google.dirson , un lugar que no debes olvidar si quieres aprender sobre promoción de blogs y esas cosas. Es muy completo. Allí hablaban de los pings y enlazando, enlazando encontré un post sobre los pings que me encantó.


Su título era: El hombre que pingueaba demasiado y allí hablaba de los enlaces que usaba para sus pings correspondientes, que por lo que se ve, parecen ser muy útiles para dar a conocer tu blog. A su post le seguían un buen número de comentarios con sus correspondientes enlaces a nuevos pings.


Me gusto Mundo Geek. Es un blog diferente. Lo visitaré a menudo si el tiempo me lo permite.
El problema es que te pasas la vida escribiendo en tu blog y visitando otros blog: La vida en un blog. A ver cuando Blogger cae en la cuenta y coloca camas, cocina y baño dentro de cada blog para los que nos pasamos la vida dentro.


A todo esto, en la publicidad de los buscadores y en los propios blogs no dejaban de aparecer referencias a mesas de ping pong, libros sobre ping pong y materiales relacionados con este deporte. Al final, encontré lo que buscaba sobre el Sahara y dejé el mundo de los pings para otro día.

No hay comentarios: