Los infatigables robots de Marte descubren indicios de vida microbiana en el planeta

Los marcianos todavía no han aparecido, pero el último descubrimiento de la nave/robot Spirit induce a pensar que en el planeta rojo haya podido existir la vida o incluso siga existiendo.

Los marcianos, si se encuentran, no serán verdes, lanzarán rayos, ni tendrán aspecto antropomórfico. Serían microbios o bacterias que habrían vivido o vivirían en entornos de sílice, similares a los que tenemos en la tierra en las playas.

Este hallazgo tiene varias buenas noticias añadidas porque el robot Spirit lleva resistiendo las inclemencias de Marte como un jabato, ha prolongado hasta 15 veces la vida útil para la que estaba predestinado y sigue funcionando. La otra buena noticia es que el infatigable Spirit ha obtenido este hallazgo merced a un malfuncionamiento de sus ruedas que en un principio estaban destinadas a sólo 90 días, pero tienen que seguir con sus quejumbrosos neumáticos porque en Marte no hay parada en boxes para el cambio de ruedas.

Al moverse por el terreno con las ruedas defectuosas, dejó un rastro brillante, lo que indujo a los científicos que lo controlan desde tierra a hacerlo retroceder para analizarlo hasta llegar a la conclusión de que se trata de sílice.

Estos robots son tan especiales que incluso sus errores o deterioros producen hallazgos.

Al margen del espectacular hallazgo, no cabe duda que la vida extra que el Spirit y su hermano gemelo el Opportunity están obteniendo en condiciones muy adversas, servirá a los científicos de la NASA, para probar, analizar y estudiar muchos de los enigmas que todavía nos tiene reservados el planeta rojo.

La imagen del rastro que dejaron las ruedas renqueantes del Spirit la encontré en la página de la NASA.

No hay comentarios: