Jornadas de seseras fláccidas

Estamos asistiendo en todo el país al experimento más apasionante de los últimos años. En Canarias el experimento da la impresión que tiene pinta de ser un hito en la historia del archipiélago.

El 27 de Mayo se celebran en toda España elecciones autonómicas y locales y el experimento consiste en averiguar si individuos que están a punto de entrar en la cárcel por prevaricación, robo, desfalco o que pretenden falsear absolutamente la realidad y hacernos creer que todo está bien con ellos, muy mal con los otros y que el país de las maravillas de Lewis Carrol, existe, pero sólo si los votamos a ellos, consiguen convencer a unos cuantos para salir elegidos.

No me gusta generalizar, porque siempre se cometen injusticias y soy conscientes que a las próximas elecciones incluso se presentan políticos honrados que realmente están cambiando las cosas y buscan beneficiar y favorecer a los ciudadanos que han confiado en ellos, pero como ese hecho es absolutamente evidente me centraré en los oportunistas que a base de lavar cerebros manifiestamente mejorables y manipular todo lo manipulable, consiguen a base de engaños encadenados hacerse con unas cuotas de poder que no imaginaban ni en sus mejores sueños.

En Canarias, por ejemplo el departamento de analfabetización del Gobierno de Canarias, su televisión bananera, la Televisión Canaria, ya tiene órdenes concretas, según leo en Canarias Bruta y en Canarias Ahora, para retirar de su programación los contenidos que puedan reflejar la penosa realidad de las islas, centrada en el paro, la miseria, la ignorancia, la cesta de la compra más cara de España, los salarios más bajos del Estado y la precariedad laboral más lacerante de todo el país.

De este modo confían en que los pocos descerebrados que votan por inspiración del Chupacabras de Taco, de los extraterrestres que nos visitan masivamente o por designios de la ouija, tal como nos ilustran en su bazofia seudocientifica, Phenomena o en el resto de sus programas paralelos y para lelos, crean que la labor de la gente que está ahora en el Gobierno de Canarias es el no va más de las maravillas. Afortunadamente parece que habrá más personas con cerebro que vayan a votar y echen de una vez por todas a esta sarta de individuos que están empobreciendo a los canarios cada hora que pasa.

En el PP canario también confían en que una buena parte del electorado canario siga confiando en José Manuel Soria, personaje siniestro donde los haya que sigue mintiendo hasta la saciedad confiando en que sus mentiras le permitan eludir sus implicaciones en los varios casos de prevaricación, robo, hurto y falsos testimonios que revolotean en torno a su persona y sus allegados y pueda presentarse en plena campaña sin mácula.

Las alcaldías de las dos capitales canarias también tienen su interés: en la de Santa Cruz de Tenerife el actual alcalde está implicado en un delito urbanístico de considerables dimensiones, hecho que intenta minimizar su trompetería mediática quitándole importancia a un hecho que en un país normal, habría puesto entre rejas a más de uno. Los Tribunales siguen trabajando, de modo que no adelantemos acontecimientos.

En la alcaldía de Las Palmas de Gran Canaria, la alcaldesa que tiene un noviete que, curiosamente tiene casi todas las concesiones públicas de la ciudad, ha sido la individua que más atentados ha realizado contra le ética en su, esperemos, único y último mandato con decisiones marcadas por el nepotismo más rastrero y que no han hecho otra cosa que favorecer a su camarilla.

Ahora pensarás que voy a solicitar el voto para el PSOE que es lo que nos queda como opción por aquí, pero tampoco es que a mi me parezca una opción recomendable, aunque, tal como están las cosas, sería un mal menor que salieran, al menos para apartar a todos estos tipejos y tipejas que nos han estado amargando la existencia en el archipiélago y pensando sólo en ellos y en sus coleguitas.

Lo bueno de la campaña electoral es que si te lo montas bien, con todo el montón de mítines, congregaciones, reuniones y demás eventos, si te lo montas bien, a base de bocadillos de mortadela, chorizo, salchichón o las paellas de los domingos, puedes ir tirando con las limosnas que en materia gastronómica nos brindan los políticos, ya que en condiciones normales en Canarias tal como está el panorama difícilmente se puede llenar la cesta de la compra.

La respuesta, desde luego muy pronto.

La imagen de una de las escenas más repetidas de este teatrillo que comienza en pocos días, la encontré en Paspespuyas.

No hay comentarios: